No suelo hablar mucho de política precisamente. Hace unos años tuve una amiga que me preguntó que si me gustaba eso de hablar sobre esto, y le contesté que ni me iba ni me venía. Y ella me replicó con un «la política es todo«.

No pretendo que con este comentario mio iniciar un debate, de hecho este comentario mio es parte de una pregunta que formulo otra persona en una conocida red social. Ahí tampoco se llegó a nada, pero mi comentario fue alabado por algunos, pues era un comienzo de «intentar cambiar algo«.

En ese momento todos estaban «indignados» con los últimos cambios del gobierno y no hacían mas que quejarse con muestras de «todo es una mierda» sin hacer nada. y esta pregunta fue un impás en ese aspecto: Continuar leyendo…